Las tecnologías médicas basadas en células madre adultas están ofreciendo un nuevo método de tratamiento para las hernias discales, una de las causas más comunes de dolor crónico en la parte inferior de la espalda.

Las hernias de columna se producen con mayor frecuencia en la región lumbar, aunque pueden aparecer en cualquier parte de la columna. La espina dorsal humana se compone de tejido óseo (vértebras) y entre ellas piezas de tejido blando, conocidas como discos vertebrales. Los discos incluyen una capa exterior fibrosa dura y un tejido blando en el interior. En una hernia espinal, el interior se protruye y puede abrirse paso rompiendo la capa exterior. Si una hernia discal presiona un nervio, puede causar dolor de espalda continuo, en muchos casos severo, entumecimiento las piernas, o ciática – dolor en el nervio ciático, que se extiende desde la parte posterior de la espalda a la parte posterior de las piernas.

El método de ilaya

El tratamiento de ilaya utiliza el potencial de las células madre adultas para regenerar el tejido del disco, lo que ayuda a su cuerpo a regenerarse. Las células madre son células que todavía no se han diferenciado en un tipo particular de tejido (como músculo, hueso u órganos). Mientras que las células madre embrionarias han causado mucha polémica, lo que muchas personas aún no saben es que en el cuerpo de todos los adultos también hay células madre propias que pueden formar nuevos tejidos. En nuestros tratamientos, extraemos células madre de su propio cuerpo y las cultivamos en nuestro laboratorio; una vez que hemos obtenido el número necesario de células, las inyectamos en el disco vertebral, donde regeneran el tejido, reparando el daño sin consecuencias.

Este procedimiento es fruto de 15 años del uso de células madre adultas en terapias de regeneración tisular de ilaya. Algunos de nuestros otros tratamientos incluyen el uso de células madre para regenerar el tejido óseo y/o cartilaginoso, para el tratamiento de condiciones tales como el pie equinovaro, fracturas mal alineadas y traumatismos.

Células Madre vs cirugía tradicional

El tratamiento con células madre de ilaya para las hernias discales no es invasivo, basándose en una inyección en vez de la cirugía. El tiempo de recuperación es de seis meses, al igual que el de una intervención quirúrgica, pero la diferencia está en la tasa de éxito: 95% para nuestro procedimiento, respecto al 70% de la cirugía convencional.

En el caso de las hernias, lo mejor que se puede hacer para prevenirlas es mantener una postura correcta al sentarse o al levantar objetos pesados. Esto puede contribuir en gran medida a evitar un desgaste excesivo en los discos, causa principal de muchas hernias. Hay una gran cantidad de información online que puede ayudarle a mantener su columna vertebral sana.

 

Tras el diagnóstico, muchas hernias discales pueden ser tratadas con calor o frío, ejercicio y fisioterapia. Si ya ha sido diagnosticado con hernia discal y se le ha recomendado la cirugía, es posible que desee considerar el programa de tratamiento con células madre de ilaya. En coordinación con su médico, determinaremos si nuestro método es el adecuado para usted.

Este tratamiento requerirá al menos dos visitas a nuestra clínica en Kiev, Ucrania.

Para más información o para comenzar el proceso de consulta, por favor haga clic aquí para ponerse en contacto con nosotros.